El fracaso Escolar. ¿Cómo atacarlo?

Actualizado abril 2015.

A nuestro alumnado se les suele evaluar por los conocimientos que adquieren en determinadas materias; aprobar significa éxito y suspender fracaso.  El éxito o fracaso depende principalmente de tres factores: el profesorado, los recursos y el propio alumnado.

Las principales funciones del profesorado son (o deberían ser):

  1. Motivar.
  2. Hacer que los alumnos entiendan los conceptos (no que los aprendan).
  3. Dar las pautas para que aprendan el concepto.
  4. Finalmente explicar el concepto.

Si un profesor se limita a explicar los conceptos y ni motiva, ni enseña  cómo entender el concepto, ni enseña a aprender; entonces estaremos potenciando el fracaso escolar, sobre todo para todos aquellos alumnos que ni están motivados, ni conocen técnicas de estudio, ni tienen apoyo en el hogar (o en academias en el caso de las universidades).

Los recursos (aulas, tecnologías, libros, …) son cada vez mejores, más fáciles de acceder (sobre todo a través de internet), la misión principal (o al menos la mayoría de los que existen) es ayudar a explicar los conceptos. Hay recursos en internet (videos, simulaciones, esquemas, explicaciones, …) que facilita que los alumnos asimilen un determinado concepto; cada vez hay más y la mayoría de ellos están desarrollados por el propio profesorado.

El alumnado. Hay alumnos, que les basta con asistir a clase y estar atentos para aprobar las asignaturas, a otros les basta “empollar” las vísperas de los exámenes para aprobar, otros van pasando de curso pero arrastarnado asignaturas y finalmente hay muchos (30% son muchos) que abandonan.

Si asumimos que el profesorado hace bien su trabajo, que los recursos cada vez son más numerosos y mejores  y que la totalidad de los alumnos quieren aprobar un examen (y para ello estudian en mayor o menor grado), entonces…. ¿dónde está el problema del fracaso escolar?

Lo cierto es que puede haber cientos de causas, desde el propio profesorado (que haga mal su trabajo), al centro (que no es capaz de detectar y corregir los problemas de un determinado alumno), a los alumnos (que no tienen el más mínimo interés en determinadas asigantuas) y otros factores de índole social; pero todas ellas tienen un punto de ataque; es decir, un punto en el cual se pueden paliar ¿Cuál es ese punto?

Aunque parezca paradójico la solución para arreglar esto de la formación es LA FORMACIÓN, pero formación en eseñar tanto al profesorado como al alumnado a hacer su trabajo, todo esto aderezado con técnicas de motivación, auto-aprendizaje, organización, etc sería una excelente solución para ayudar a reducir el fracaso escolar.

Así por ejemplo, si al alumnado les formamos en las técnicas citadas, tendrían posibilidades de éxito aunque el profesorado fuese malo (recuerden que los recursos disponibles son excelentes) y si el profesorado dedicase (y supiese) más tiempo a motivar, mucho alumnado totalmente desmotivado volvería a engancharse. Sinceramente creo que esto reduciría significativamente el fracaso escolar.

Todo lo que sea inyectar recursos (bien  a través de la Escuela 2.0 o el proceso de convergencia europea) a mejorar “los contenidos” tendrá una incidencia prácticamente nula en el fracaso escolar, sencillamente porque ése no es el problema. Invertamos recursos en enseñar a hacer bien el trabajo, no en el contenido del trabajo.



Categorías:Educación, metodologías educativas

12 respuestas

  1. Personalmente, no creo que me interesara un curso para aprender a motivar. En cambio, me interesaría muchísimo, y estoy segura de que aprendería un montón y podría aplicar ese conocimiento a mi práctica docente viendo trabajar alguien en MIS condiciones de trabajo: 200 alumnos en lista, más de 25 por aula, un programa inabarcable en el tiempo disponible, aulas pequeñas en las que sólo caben en filas clásicas, etc., etc. No gracias, Angel, la teoría de cómo motivar está en los libros de psicología y pedagogía; y las experiencias piloto nos son sin más extrapolables. Soy más pesimista que tú, seguramente porque aún no he logrado, por ejemplo, que el alumnado de bachillerato dedique dos horas diarias a estudiar (en general, no mi asignatura), les parece una barbaridad, eso sólo lo hacen cuando tienen exámenes…

    Me gusta

  2. Siento decirlo Angel, pero olvidas, según todos los especialistas, y los profesores somos unos de ellos, el factor más importante que puede conducir o evitar el fracaso escolar, el entorno familiar y social. Lástima que te hayas quedado tú también en la figura del profesorado para seguir tirando de un carro que no tiene ruedas para avanzar. A este nivel familiar y del entorno social es donde hay que incidir, pero a ver quién es el valiente que le pone el cascabel al gato. Algunos lo estamos intentando aunque recibamos algún arañazo.

    Me gusta

  3. soy orientadora,entiendo a los profesores porque cuando doy clase a los de 1º eso entiendo que las condiciones desde luego no son las mas favorables, pero por ejemplo en medicina los casos dificiles son motivo de reto, de exprimirse los sesos para resolverlos, solo hay que ver la serie de House, pero sin embargo en educacion, cualquier dificultad es motivo de queja.
    Estoy convencida de que una de las causas del fracaso de la educacion es del profesorado que se resiste al cambio, que se queja y queja, en vez de buscar una via para mejorar su practica docente y adaptarse a la nueva realidad.
    la verdad que hay profesores motivadores, encantadores con sus alumnos,que se preocupan por ellos, y da gusto pero otros que solo les preocupa dar el temario…
    “No podeis preparar a vuestros alumnos para que cosntruyan mañana el mundo de sus sueños,si vosotros ya no creeis en esos sueños” Celestin Freinet

    Me gusta

  4. particularmente pienso que el éxito de la educación está en la preparación del docente, para hacer un diagnostico diferencial y especifico de los alumnos de manera biopsicosocial.Y así conocer realmente desde cerca donde esta el problema, si existe para realizar un plan de acción para aplicarlo según sea el caso.
    No hay conducta sin una razón u objetivo…

    Me gusta

  5. Profesor Fidalgo , con el debido respeto , ( y sin perjuicio de sus virtudes como profesor de Facultad ) , tales recetas pseudo-pedagógicas NO sirven ni en secundaria ni en bachillerato Como científico sabrá que la impronta empírica tritura ( re-evaluándolos )severamente los a-prioris teóricos con demasiada frecuencia . En esta joven ciencia ,secesionada , de no sabe qué se han barnizado sus conceptos ( desde la modularidad fodoriana hasta los indicadores competenciales de dudosa herencia Gardneriana ) suponiendo que engarzan con algo físico-real , y son solo flatus vocis . Sin temor a aburrirle , pretenden los neo-teóricos cognitivistas buscar la música desmontando el piano y No se topan con ella , ni siquiera saben que sus engendros teóricos nacieron en el MIT de la mano de Putnam_Fodor : respetuosamente , Dr. San Bruno , más de 25 años en Secundaria escuchando errores categoriales de dimensiones bíblicas …Su réplica , si ,o creyera oportuno en `delacruzlisardo@hotmail.com´ , siempre sería estimulante compartir experiencias para mejorar nuestro sistema educativo cuya falla fundamental emana del propio concepto ( plantamos tomates y esperamos que la cosecha sea de manazanas ) . AVE atque VALE !

    Me gusta

    • Hola Lisardo, gracias por el comentario (aunque lo he tenido que leer dos veces🙂 )
      Yo creo que mis recetas ni tan siquiera llegan a ser pseudo-pedagógicas (me falta mucha formación pedagógica, aunque intento formarme en ella). Básicamente me baso en mi experiencia, que se ha forjado a través de muchos fracasos. Doy clase en primer curso de la universidad y, desgraciadamente, cada vez más a menudo el alumnado no es capaz de buscar recursos y organizarlos. Cada vez tenemos que darselos más organizados. Yo prefiero enseñarles a organizarlos. No sé el alcance de la propuestas, ya que no hemos realizado ninguna investigación fuera de la universidad. Pero pienso que mal no hacen.

      Muchas gracias de nuevo por tu comentario (que ademá forma )🙂

      Un saludo

      Me gusta

Trackbacks

  1. ¿Cómo atacar al fracaso escolar? « RECURSOS SOCIO-EDUCATIVOS
  2. Conceptos sobre innovación educativa, formación y aprendizaje. | Innovación Educativa
  3. Conceptos sobre innovación educativa y aprendizaje para Dummies | Innovación Educativa
  4. Innovación Educativa | Manuel Osorio
  5. ¿Nuestro alumnado sabe estudiar o hay que enseñarle? | Innovación Educativa
  6. El fracaso Escolar. ¿Cómo atacarl...

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: