Cómo facilitar el desarrollo de la innovación educativa docente

Imagínese que está en un camino sin moverse, no ve ni el principio ni el final del mismo. El camino sin límite aparente suele ser buena metáfora para explicar la innovación y la investigación, siempre se podrá avanzar por él, no hay una meta final, pero sí etapas que arrojan resultados significativos. En función del contexto es importante llegar el primero a la etapa, como por ejemplo para una empresa que quiere obtener una ventaja competitiva en el sector. Hay otros contextos que no importa llegar primero, únicamente llegar, es el caso del profesorado que quiere mejorar el aprendizaje en su asignatura.

Volviendo a la situación inicial, usted es un profesor o profesora que está dispuesto a avanzar por el camino de la innovación. Lo primero que tiene que conocer, al menos de forma aproximada, es la etapa a la que quiere llegar. Esta etapa está definida por la situación que desea mejorar en su propia asignatura y el camino que tiene que realizar depende de dónde esté situado en el momento de iniciar la andadura.

Independientemente de la distancia a recorrer, ésta le puede suponer más o menos esfuerzo en función de determinadas variables: conocer el terreno, equipamiento técnico, preparación del trayecto, condiciones físicas, etc. Es decir, en función de la experiencia el camino puede ser más o menos duro.

Una forma de hacer el camino menos duro, sobre todo para el profesorado que no ha realizado innovación educativa de forma previa, es aprovechar la experiencia de otros caminantes que ya hayan llegado, o sobrepasado la etapa a la que se desea llegar.

Hay varias formas de hacerlo, una de ellas es muy similar a la que se utiliza en las publicaciones científicas, más concretamente en la preparación del estado del arte. Se basa en consultar textos científicos y establecer un proceso de filtrado:

1.- Seleccionar solamente aquellos artículos que han llegado a su misma etapa.

2.- Compruebe los indicadores que demuestran que ha llegado a la etapa, así como las herramientas de medición que ha utilizado.

3.- Observar la función del equipamiento técnico que han utilizado (observar la función de la tecnología más que la tecnología en sí)

4.- Adquiera el equipamiento técnico más barato que tenga la misma funcionalidad (elegir la tecnología que tenga más a mano y cumpla la misma función)

5.- Fíjese en la estrategia que ha empleado para llegar a la meta (actividades y método de innovación utilizado)

Como resumen se podría decir que comience eligiendo la meta y de forma posterior la estrategia y el equipamiento.

Todo ello le ayudará a planificar el camino, a optimizar el esfuerzo y a garantizarle la llegada exitosa a su etapa.



Categorías:Indicadores Innovación, innovación, Investigación, MAIN, Tecnología Educativa

1 respuesta

Trackbacks

  1. Cómo facilitar el desarrollo de la innovación educativa docente

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: